RSS

Post 29M

30 Mar

29 de marzo del 2012, huelga general nacional convocada por los sindicatos mayoritarios en respuesta a la reciente reforma laboral que, lejos de intentar crear empleo, se centra en la facilitación del despido y en la precarización de todo trabajador asalariado, así como de aquellos parados que, además de cobrar menos y por menos tiempo, se les pretende exigir trabajar gratuitamente para “ganarse el paro” por el que han estado cotizando todos sus años de empleo. No hace falta ser economista para darse cuenta de que así la gente va a tener menos dinero que gastar y que así no es precisamente como se estimula la economía. Si a ésto añadimos los recortes en los sectores públicos cuyo dinero ha ido a parar a los bancos para saldar sus deudas privadas, el caldo de cultivo era y sigue siendo sustancioso y calentito.

Barcelona siempre ha sido una ciudad muy anarquista, al menos en cuanto a movilizaciones se refiere. Y no lo digo ni de asomo de manera negativa, siempre hemos sido por definición anti jerárquicos, anti sumisión hacia el Estado, anti patriarcado, anti capitalistas, siempre hemos sido críticos y considero este un rasgo muy positivo. Por supuesto que no toda la ciudad sigue la misma tónica, probablemente si no nos encontráramos el otro extremo de la balanza en las mismas calles, los movimientos sociales no se habrían opuesto tanto. En cualquier caso, con la aparición del 15M hace ahora menos de un año, y la proliferación del pacifismo, nos habíamos acostumbrado a esa como la atmósfera general (aunque las fuerzas del orden hayan aumentado sus armas de represión violenta desde entonces) y habíamos olvidado la existencia de los encapuchados a los que hasta hace nada llamaban, despectivamente: antisistema. Aunque siendo el sistema como es, y tratando como trata al ciudadano de a pie, definirse a su favor es poco menos que absurdo y me atrevo a decir que fascista.

Desde hace un año, lejos de mejorar, la situación ha ido empeorando, y aunque muchísimos sigan siendo partidarios de seguir con el repertorio pacífico de las plazas, otros muchos sienten la necesidad de una radicalización de las acciones con tal de trasladar el miedo de bando. Así, la gran masa, crítica con el sistema que nos está llevando a la ruina, no por falta de dinero, si no porque nos lo están robando, debe perder su miedo y plantar cara ante el subyugador que, dado que por humanidad propia no se va a dar cuenta de que sus acciones no están siendo las adecuadas, cuando se de cuenta de que somos muchos y estamos muy cabreados, o cederá o saldrá por patas. Esa es una opción, por lo menos, sobretodo por el hecho de que los mecanismos oficiales de participación en la democracia son mas que insuficientes. Y para provocar miedo, quién mejor que aquellos acostumbrados a romper cristales y quemar contenedores y que no les importa, mas bien al contrario, mancharse un poco las manos.

De ésta manera, ayer, de madrugada, los piquetes acudieron a distintos puntos claves, tales como aeropuertos, cocheras, distribuidores, puerto, y carreteras de entrada y salida de la ciudad para intentar conseguir que la huelga tuviera el máximo impacto posible (que al final resultó ser mucho mayor que la de hace dos años). Siguieron todo el día en comercios y negocios, siendo la participación irregular y diferente según los barrios, que llevaron a unos justificados y otros no justificados destrozos de algún escaparate. Acudí a la manifestación convocada por la CGT. En ella, miles de personas marchábamos mientras un grupo de encapuchados cargaban a nuestro paso contra los cristales de las sucursales bancarias y quemaban contenedores a la cola (acción ésta última que, a parte de para dar un aire más épico al asunto, o a menos que nos estuvieran persiguiendo los antidisturbios y no me hubiera ni enterado gracias a que los fuegos abren distancias, no entiendo la razón).  La ruta de la manifestación no estaba nada clara. Llegados a plaza Catalunya había muchas versiones distintas de cual era el paso siguiente, pero fuera cual fuera no nos dejaban llevarlo a cabo, los mossos d’esquadra acordonaban la plaza para que no se pudiera bajar de ella, imagino que para impedir en acercamiento al Ajuntament y el Parlament. Tampoco podíamos subir Passeig de Gràcia arriba porque nos chocaríamos, de frente, con la manifestación de CCOO y UGT, que venían también hacia Plaza Cantalunya. El caso es que miles de personas se quedaron ahí, atrapadas y cabreadas en pleno centro y los que ya venían calentitos, con martillos y rebosantes de testosterona, destrozaron algún que otro escaparate más. En total, además de las sucursales bancarias del camino: un starbucks, la central de Movistar, elCorteInglés (previamente acordonado), algún que otro banco mas, contenedores de basura y nada mas que yo viera. Aunque mas de lo habitual, no tardaron los de azul en disparar gases lacrimógenos y balas de goma (prohibidas hace dos años, pero no retiradas), que causaron además de ojos irritados, heridas abiertas en unos cuantos manifestantes. La concentración, desbordada, se fue disipando poco a poco, yo entre ellos, y en algún momento, cayendo ya la noche, se terminó.

No apoyo los destrozos de escaparates de pequeños comercios. Aunque tampoco entiendo al pequeño comerciante que, además de estar en contra de la huelga (¿estar a favor de la reforma laboral?), es tan imbécil de abrir su comercio a sabiendas desde hace tiempo de que iba a haber piquetes y que las manifestaciones iban a confluir y caldear el centro de la ciudad. El resto, es decir, bancos que se han llevado ayudas con nuestros fondos públicos, multinacionales despiadadas, y corporaciones comerciales del opus dei que absorben y ahogan a la estimada tienda de barrio, no me importan, mas bien al contrario: me gusta que hayan sido dañadas. Por un lado porque se lo han ganado de una u otra forma, y por otra porque un cristal roto no les supone demasiado gasto. Espero que no afecte durante demasiado tiempo a los trabajadores de los locales. Eso si, los cristaleros van a hacer su agosto.

Uno de los chavales que fue impactado por una bala de goma, que vimos correr hacia la ambulancia con el ojo sangrando profusamente, pocas horas mas tarde se comentaba en el facebook de acampadabcn que había perdido el ojo. No es información confirmada, pero solo pensar en la idea de tal hecho cambió radicalmente mis emociones con respecto a la jornada. La expresión “valió un ojo de la cara” hace referencia a un precio muy alto, sin duda desmesurado hacia cualquier cosa. Nada, salvo la vida, vale tanto como un ojo. Nada puede devolverte un ojo.

Los medios de comunicación, en cambio, solo hablan de vandalismo indiscriminado y feroz, nos tachan a nosotros de enemigos, de culpables, y también muchos ciudadanos, se centran en seguir lapidando la actuación de aquellos que, lo aceptemos o no, son las falanges, las manos ejecutoras de nuestros propios sentimientos. Son los que descargan la rabia que todos sentimos. Son los que traducen al plano físico el desconsuelo que la situación económico-social nos provoca a todos los ciudadanos. Y son lo que reciben los balazos, las palizas, las detenciones y las acusaciones. No. Ellos solo reaccionan al dolor, al odio, a la injusticia. Ellos son parte de nosotros ¿Todo lo que hacen es correcto? No ¿y? ¿Pero es peor romper un cristal que robarnos nuestros derechos, menospreciar nuestra educación, condenarnos a la enfermedad, y abocarnos a la casi-esclavitud? Los verdaderos culpables no son tíos con capuchas y bates de béisbol, y todos lo sabemos. Lo resumiré en una de las consignas mas sonadas, y con ello, terminaré la crónica:

Qui sembra la misèria, recull la ràbia.
Ràbia. Ràbia. Ràbia, ràbia, ràbia. 

Anuncios
 
Deja un comentario

Publicado por en 30 marzo, 2012 en 15M, txt

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s